Tuesday, 5 April 2011

retuítanos!!

queridos y queridas, siguiendo consejos varios he abierto una cuenta en twitter.
sí, en efecto...
he caído en plancha y de lleno en la tentación. y ahora, no sólo hay que contar las cosas. no sólo hay que ser más o menos locuaz narrativamente, no. ahora resulta que también hay que ser inteligente, divertida, sorprendente, entretenida, original...aunque sólo sea por el temido "por si acaso". me siento más animadora pomponera que mera bloguera de tres al cuarto abrigada por su batamanta escribiendo en pantunflas.
sinceramente lo digo.
lo que nos gusta un drama eh?
y por qué de todo esto?
por nada. por ninguna razón en especial la verdad. el blog lo seguís los de siempre...pero ahora brotan cuan champiñones unos vocablos que acojonan un rato...que si los tweets, y los retweets (esta palabra si no es argentina, debería serlo) y los followers y los que tú estás following que pareces el flautista de hamelín y los demás ratas. perdón, o viceversa. y con ellos llegan las conversaciones absurdas, los diálogos que rozan lo dadá..."hay gente incluso que tiene más followers que followings!" "pero qué me dices? imposible! si eso es de celebrities!" "pues como lo oyes" "yo tengo a una amiga que le pasa eso" "no me digas? y qué ha hecho? y por qué?"...
tú no quieres, pero el listón está alto, y así es imposible no estresarse.
que parece que hay que ser original sí o sí hasta con los 160 caracteres que te dan para describir cómo eres...de repente desearías ser billy wilder o aaron sorkin o gandhi, que seguro que a ellos se les ocurriría la frase, la puntillita, la ocurrencia máxima que te aseguraría 30 followers con un solo click de ratón.
160 caracteres me comentas? esta gente obviamente no me conoce. 160? 160???? a mi eso no me da ni para una liviana descripción de mi estado actual ("actual" refiriéndonos al ya, en este mismo instante, no mañana o dentro de un par de días), así que como para contarte cómo soy yo, así en general...que no, que no.
pero venga va, lo intentas. y ya metida de lleno en el mundo twitteriano, con la cuenta en funcionamiento que está que echa chispas te preguntas, y ahora, a quién coño sigo? pues esta es la gracia my friends, porque sigues a quien te sale del arco del triunfo. a alex de la iglesia, a laura serna, a ashton kutcher, a boris izaguirre, a octavio alzola, a barack obama, a lindsay lohan y a beatriz martin y para más inri los metes a todos en el mismo saco...así, porque te brota y puedes. y punto.
y sin despeinarte.
total, que completas la maldita introducción en 160 caracteres con esa frase mega ingeniosa que has tardado dos días enteros en escribir (y que querrás cambiar cada cinco minutos), y por fin escoges tus followings y elijes el color de fondo de pantalla que casualmente va a juego (sí, sí, a juego) con tu blog, tu tweetdeck (y si me apuras con las cortinas de tu cuarto)...cuando ya creías que la pesadilla había acabado, cuando pensabas que el invento no podía dar más de si...llega la pregunta del millón:
y quién coño te sigue a ti?
personalmete creo que esta pregunta representa el máximo estrés al que puedes someter a un ser humano...
porque, amiguitos y amiguitas, de esto se trata el invento...de ver quién es el más popular, el más ingenioso, el más listo y el más original. o sea, de escoger de entre los múltiples hamelines a ver quién tiene la flauta más grande. si resulta que eres tú, mejor que mejor.
el ego es mucho ego, no nos engañemos.
bienvenidos al "high school musical" cibernético. es como auto invitarse a una fiesta...no es plan. no está bien visto. es cutre de hecho. o eres animadora o eres geek. no puedes ser ambos. no es posible. así que mejor que te inviten a miles de fiestas y elegir "pito, pito gorgorito" a ver por cuál te dejarás caer que ir preguntando a diestro y siniestro "oyes, chsssst, disculpa, me sigues? perdona, yuhuuuuuuuuuuuuu, que si me sigues, digo"...

pero yo ya fui animadora en mi adolescencia - sí, sí, pompones incluidos - y de popular nada de nada. mucho salto, mucho brinco pero muy, pero que muy poca sustancia.
a fin de cuentas, no nos engañemos, todos sabemos que los geeks dominarán el mundo...
repámpanos, si ya lo hacen...
en fin...me callo. se acabaron los gorjeos por hoy.
tuit!
shhhhhh...

1 comment:

Sergio said...

Tu descripción del manejo de twitter me está generando vértido, sentía curiosidad pero ya está disipada. Me quedo con este medio, de expresión más fácil, completa, cercana y sin tanta improvisación.
Me has resuelto las dudas... gracias.